lunes, 3 de octubre de 2011

policiaca

Encarnizada lucha entre “La Familia Michoacana” y

“Caballeros Templarios” deja 24 muertos en Guerrero

Chilpancingo (México), 3 octubre (EFE).- Al menos 23 hombres y una mujer fueron asesinados a tiros el fin de semana en acciones atribuidas al crimen organizado en el sureño estado mexicano de Guerrero, la mayoría en el balneario de Acapulco, informaron hoy fuentes oficiales.

La Secretaría de Seguridad Pública de Guerrero informó que del total de víctimas mortales, 15 se registraron en el puerto de Acapulco, entre ellas una mujer, y siete más en la zona turística de Zihuatanejo.

La mujer, quien fue asesinada a tiros en la colonia Progreso, fue identificada por las autoridades como María Elena Parra, de 32 años.

En Zihuatanejo fueron hallados los cuerpos de siete sujetos amarrados a una caseta telefónica en una parada de autobuses cercana al Palacio Municipal.

Además, agentes policiales encontraron cuatro cartulinas con leyendas firmadas por Los Caballeros Templarios, una escisión del cártel La Familia que controla el negocio de las drogas en el occidental estado de Michoacán y que se empieza a extender a otras regiones.

En Chilpancingo, capital de Guerrero, un taxista fue acribillado el domingo y otra persona más fue encontrada muerta en un paraje a la entrada de la ciudad.

Las autoridades atribuyen los asesinatos a ajustes de cuenta entre las organizaciones del crimen organizado, aunque ya adelantan las investigaciones.

La mayor parte de los homicidios ocurridos en Acapulco son atribuidos a dos agrupaciones que operan a nivel local y se disputan el control del negocio de las drogas, el Cartel Independiente de Acapulco (CIDA) y el grupo denominado "La Barredora".

En tanto, en Zihuatanejo la cruenta lucha por el control del corredor de La Costa Grande del sureño estado es protagonizada por La Familia y Los Caballeros Templarios.