martes, 18 de octubre de 2011

Opinión

COMENTARIOS CITADINOS

Alfonso Beltrán Mora

* En el PRD, guerra de corrientes; en el PRI, guerra de caciques.

* Francisco Escalera Fonseca, un fenómeno social.

* 58 años de los Derechos de la Mujer.

* Los que sí deben ser removidos.

* El ganado sigue suelto.

Otra vez con ustedes amables lectores, para comentarles que, en vista de las próximas elecciones para renovar Ayuntamientos y el Congreso Local en Guerrero y Diputados Federales y la Presidencia de la República a nivel nacional, en el PRD a nivel local se ha dado una guerra interna entre las tribus o corrientes políticas del Partido del Sol Azteca, al grado tal que hay más de una docena de aspirantes a la presidencia municipal de Iguala; poco más de 20 anotados para las Diputaciones locales y un sinnúmero de aspirantes a Regidores, y uno que otro ha dicho quiero ser Diputado federal… En tanto, en el Partido Revolucionario Institucional, ya inició una guerra pero entre caciques, para quitarle el “liderazgo” o cacicazgo a Rubén Figueroa Alcocer y Héctor Vicario Castrejón, un nuevo grupo político integrado por Esteban Albarrán Mendoza, Manuel Añorve Baños y Héctor Astudillo Flores, quienes ya dieron madruguete y destaparon a Enrique Peña Nieto como candidato a la Presidencia de la República; a Diputados locales a Esteban Albarrán Mendoza y Juan Manuel Santamaría Ramírez, y a Herón Delgado Castañeda para la presidencia municipal de Iguala; pero sobre todo, a Alvaro Burgos Barrera como aspirante a la Diputación Federal por el 02 Distrito. La guerra apenas empieza… Todo un fenómeno social resultó el joven político Francisco Escalera Fonseca, pues a un año 7 meses de haber sido nombrado Procurador de barrios y colonias en el municipio de Iguala, se echó a la bolsa el aprecio de más de 48 delegados municipales, quienes se oponen a que sea removido del cargo y amenazan con bloquear el Palacio Municipal si el Presidente Raúl Tovar  Tavera no echa para atrás su decisión de nombrar a Neófito Valladares Peralta como nuevo Procurador. Todo apunta a celos políticos de una regidora y un funcionario de Gobernación… A 58 años de haberse decretado los Derechos de la Mujer para poder votar y ser votada, se comprueba que ese beneficio sólo es utilizado por algunos vivales que se han encaramado en el poder y no lo quieren dejar, no obstante que el género femenino es preponderante, pero que muchas mujeres siguen siendo marginadas y explotadas, por lo que nada se tiene que celebrar… Aquí están los nombres de quienes deben ser removidos en el ayuntamiento de Iguala, por su mal desempeño: Margarito Cambray García, Filemón Téliz Bacilio, Armando Jacobo Beltrán, Ignacio Ramírez e Irene Alvarez… Por la negligencia de Desarrollo Rural, el ganado sigue pastando en el área urbana… Y hasta el próximo comentario, en guerra, fenomenal, removido y suelto.